15 sept. 2012

Reseña: Fahrenheit 451, de Ray Bradbury.


Título: Fahrenheit 451
Autor: Ray Bradbury
Editorial: Minotauro
Páginas: 263
Edición Aniversario de mayo de 1996
Tapa dura con sobrecubierta con solapas.

Sinopsis


Fahrenheit 451: temperatura a la que el papel de libros se enciende y arde. 

Guy Montag es un bombero, y el trabajo de un bombero es quemar libros, que están prohibidos porque causan discordia y sufrimiento. El Sabueso Mecánico del Departamento de Incendios, armado con una letal inyección hipodérmica, escoltada por helicópteros, está preparado para rastrear a los disidentes que aún conservan y leen libros. 
Fahrenheit 451 es la novela clásica de un futuro posliterario. 

Mi opinión del libro:


Antes de comenzar a hablarles del libro quiero mencionar que la historia no abarca las 263 páginas, sino que por ser una edición aniversario, además de la historia titulada Fahrenheit 451, contiene un Postfacio escrito por Ray Bradbury y 2 cuentos más. Entonces la historia principal abarca 187 páginas. Dicho esto, comienzo con mis impresiones.

La historia se sitúa en un futuro donde están prohibidos los libros, porque se cree que sólo causan conflictos y sufrimiento sin aportar nada e impedir la felicidad, así que los bomberos, desde que se implementó una cubierta anti-inflamable en las casas, se encargan de quemar los libros, y Guy Montag (nuestro protagonista) es uno de estos hombres. Aquí las casas cuentas con pantallas interactivas de televisión del tamaño de las paredes, la gente escucha una constante corriente musical y las noticias mediante aparatos diminutos insertados en sus orejas y los carros corren a más de 150 kilómetros por hora tomando en cuenta que esta novela fue publicada en 1953 y dejando de lado la prohibición de los libros, estas características me parecen extremadamente familiares con la actualidad

El Gobierno tiene la meta de acabar con el patrimonio literario de la humanidad (no están muy lejos de hacerlo) y entretienen a la gente con programas de televisión con los se puede interactuar, y además ver y hablar con otras personas que aparecen en estas pantallas del tamaño de las paredes (como el Skype).

Montag tiene una vida común y algo aburrida, no hace mucho más aparte de trabajar y estar en casa. Está casado pero su mujer prefiere estar distrayéndonse con sus 3 televisores. Sin embargo, cuando conoce a Clarisse, una joven tildada de antisocial y loca, se desatan dudas acerca de la sociedad, su felicidad y los libros. También destacan Beatty, el jefe de los bomberos, que resulta saber más de lo que parece; Faber, un amante de los libros aislado de la horrible sociedad y algunos otros que encontraremos en el camino.

La historia está narrada en primera persona por Montag; de esta forma vemos como cada pequeño acto y palabra que dice tiene sus consecuencias y lo afecta. Según mi punto de vista, los personajes con los que Montag interactúa son los verdaderamente genuinos y protagonizan la historia a su manera. Ellos son los que lo llevan a cometer sus actos, aunque sea nuestro protagonista el que decida intentar cambiar la sociedad. Ya veremos cómo le salen las cosas...


¿Pero te pasas la vida probándolo todo de una vez? preguntó Montag.
A veces dos.
La muchacha miró algo que tenía en la mano.
¿Qué tienes ahí? preguntó Montag.
Creo que es el último diente de león de este año. No creí que pudiese encontrar uno en el jardín tan tarde. ¿Ha oído eso de pasárselo por debajo de la barbilla? Mire.
La muchacha se tocó la cara con la flor riéndose.
¿Qué es eso?
Si queda algo en la barbilla significa que uno está enamorado. ¿Me queda?
Montag tuvo que mirar.
Estás toda amarilla ahí abajo.
¡Magnífico! Vamos a probar con usted ahora.
No servirá conmigo.
Veamos.  Antes que Montag pudiera moverse la muchcha le había puesto la flor bajo la barbilla. Montag dio un paso atrás y la muchacha se rió. ¡No se mueva!
Miró bajó la barbilla y frunció el ceño.
Qué lástima dijo Clarisse. No está enamorado de nadie.


En el libro se hace mención de numerosos filósofos, escritores y clásicos literarios, además de citas y fragmentos de éstos.

Las narraciones y los pensamientos de Montag están llenos de metáforas y tiene un estilo único, de ese que no se encuentra con facilidad actualmente. 

En el postfacio Bradbury nos habla de sus inicios en el mundo literario y todo lo que le costó realizar, perfeccionar y publicar Fahrenheit 451.

Los cuentos, Y la roca gritó y El parque de juegos, son de temáticas diferentes a la distopía que leímos pero igual de brillantes y asombrosos. No sé con certeza si estos aparecen en otras ediciones del libro, porque tengo entendido que el Postfacio sí. Supongo que están por la razón que mencioné anteriormente.


En conclusión, nos encontramos con una historia narrada de forma maravillosa, con unas características sumamente parecidas a la realidad y una trama brillante. ¿Se nota demasiado cuánto me gustó? 

Solo queda algo más por decir: Por favor leánlo, leánlo, leánlo.

Sobre el autor: Ray Bradbury.

Ray Douglas Bradbury (22 de agosto de 1920 - 5 de junio de 2012) fue un escritor estadounidense de misterio del género fantásticoterror y ciencia ficción. Principalmente conocido por su obra Crónicas marcianas (1950) y la novela distópica Fahrenheit 451 (1953). También trabajó como argumentista y guionista en numerosas películas y series de televisión, entre las que cabe destacar su colaboración con John Huston en la adaptación de Moby Dick para la película homónima que éste dirigió en 1956.



(Fragmento de la biografía disponible en Wikipedia)

No encontré una foto de la edición que me prestaron, así que para verla echen un vistazo a la entrada  Últimas Adquisiciones II.

6 comentarios:

  1. mm la verdad es que a mi no me llama la tencion.
    `Pero gracias por la reseña!
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues para gustos hay colores. Gracias por leerla.

      Saludos. (;

      Eliminar
  2. Sí, sí, yo quiero leerlo desde hace mucho, a ver si ahora que me lo recordaste lo empiezo ;)

    Lana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es bastante bueno y no se hace pesado. Disfrútalo. (:

      Eliminar
  3. Yo quiero decir algo con respecto a Fahrenheit 451: léanlo, léanlo, léanlo... Jajaja! Copio tus palabras. Es uno de los mejores libros que leí en mi opinión. Si de distopías hablamos el de Bradbury, 1984 y Un mundo feliz creo yo que son imperdibles.
    Me encantó tu reseña. Veo que estás leyendo el de Larsson, yo la tengo la trilogía, pero todavía no la empecé.
    Un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me prestaron otro de Brabury pero no es ninguno de esos dos. D: Igual lo buscaré cuando se me presente la oportunidad.
      Apenas comencé a avanzar con el de Larsson, pero tiene buena pinta hasta ahora.

      Saludos. (;

      Eliminar

¡No te vayas sin comentar! Recuerda que tu opinión siempre será valorada, en tanto se haga de forma respetuosa.
¡Gracias por visitarnos!

 
Diseñado por Belén Vieparoles de Vieparoles Avenue : 2014